Proyecto de captura de carbono

OUC y otros socios locales solicitaron un financiamiento de $29 millones para un proyecto de demostración colectivo de DOE, con el fin de estudiar el uso de las algas para capturar carbono, para el tratamiento del agua y como combustible renovable. Como parte de la propuesta, se establecería en Stanton un sitio de pruebas de un acre para plantar algas y determinar su viabilidad como método para capturar y "consumir" carbono. Dicho gas se extraería del CO2 presente en los gases de chimenea emitidos en las unidades de generación de energía por combustión de carbón de Stanton. Las algas se enviarán a una biorrefinería en donde se convierten en biocombustible, se las granula y se las envía al Centro Energético Stanton como fuente de energía renovable.

OUC planifica participar de un proyecto de demostración colectivo de $29 millones del Departamento de Energía de EE.UU. para estudiar el uso de las algas para capturar carbono, para el tratamiento del agua y como combustible renovable. Además de OUC y DOE, los esfuerzos colectivos incluyen a cinco compañías más, entre ellas SAIC, MSCW y la propia compañía de Orlando, Aqua Fiber Technologies Corporation. Según esta propuesta, DOE suministraría aproximadamente el 80 por ciento del financiamiento y OUC cerca de $360,000, mayormente mediante servicios a modo de intercambio. Como parte de la propuesta de etapas múltiples, en el Centro Energético Stanton se establecería un sitio de prueba de algas de un acre para comprobar la viabilidad de tales organismos como método para capturar y aislar el dióxido de carbono de las unidades de generación de energía por combustión de carbón. "Esta es una excelente oportunidad para una inversión nominal que además emplea una compañía local", comentó el alcalde de la Ciudad de Orlando, Buddy Dyer.

En sociedad con Gainesville Regional Utility y otras empresas, OUC está considerando invertir en el Centro de Energía Renovable de 100 megavatios abastecido por biomasa en Gainesville. Esta planta energética, cuya finalización está programada para 2014, disminuye el uso de carbón a través de la generación de electricidad a partir de residuos de cortes de árboles, de la tala de bosques y otra vegetación residual urbana.

La biomasa es ideal como un recurso renovable en el centro norte de la Florida, ya que la selvicultura para pulpa de papel, astillas y maderas de carpintería son la principal industria agrícola. La biomasa quemada en la planta provendrá de los desperdicios de madera de las operaciones de tala de madera para carpintería y otras fuentes indirectas, como ser la administración de la vegetación urbana.

Las instalaciones propuestas se construirán en el terreno de la Estación Generadora Deer Haven existente de GRU, que ya incluye 421 megavatios (netos) de vapor de gas y carbón, y unidades de turbinas de combustión. Nacogdoches será responsable de la adquisición de combustible así como también de todas las demás funciones operativas, y GRU comprará la producción de la unidad bajo un acuerdo de adquisición de energía a largo plazo. Se espera que la planta brinde energía económica además de beneficios regulatorios y ambientales.