Centro energético Stanton

Unidades de generación

Desempeño ambiental

Para prevenir la contaminación del aire, el Centro Energético Stanton (SEC, pos sus siglas en inglés) utiliza carbón con bajo contenido de sulfuro y cenizas, y emplea equipamiento de última tecnología para el control de la contaminación con el fin de eliminar los contaminantes. Instrumentos certificados por el estado monitorean las emisiones de manera constante para verificar su remoción completa. El Departamento de Protección Ambiental de la Florida revisa la información del monitoreo del aire de la SEC. Las muestras de aire han demostrado que las emisiones de Stanton están entre las más bajas de las plantas por combustión de carbón de la nación.

Medidas de protección ambiental

La combustión del carbón en la caldera produce subproductos gaseosos y en partículas (sólidos) llamados gases de chimenea. Las partículas, óxidos nítricos (NOx) y óxidos de azufre (S02) se encuentran presentes en el gas de chimenea. Las emisiones de estos subproductos son controladas de cerca por el Centro Energético Stanton para asegurar el cumplimiento de las normas ambientales gubernamentales establecidas.

Unidad 2: el NOx se controla con quemadores eficientes de bajo nivel de NOx y equipamiento de reducción catalítica selectiva (la unidad 1 también usa quemadores de bajo nivel de NOx). Los quemadores están diseñados para minimizar el NOx al quemar a bajas temperaturas, con una cantidad mínima de turbulencias, usando la mayor cantidad de tiempo posible para completar la combustión. El proceso de Reducción catalítica selectiva convierte el NOx en nitrógeno (N2) y agua (H2O) inofensivos al agregar amoníaco (NH3) al gas de chimenea y haciendo que éste pase por un material catalítico que mejora la reacción química.

Unidades 1 y 2: las partículas se controlan en un precipitador electrostático. Este equipamiento carga eléctricamente las partículas sólidas (ceniza suelta) para que sean atraídas hacia las placas con carga opuesta. Periódicamente, unos grandes martillos golpean las placas para que la ceniza suelta caiga al fondo del precipitador, y un sistema de vacío las transporte para ser almacenadas en un silo.

El S02 se controla mediante una torre de lavado de cal. Dentro de la torre, el gas de chimenea se rocía con una lechada de cal y agua (lechada de torre de lavado). El S02 del gas de chimenea reacciona químicamente con la lechada de cal y agua y se convierte en un sólido suspendido dentro de la lechada de torre de lavado. Mientras este proceso continúa, la lechada de torre de lavado aumenta su contenido sólido y se vuelve más ácida. Para mantener en equilibrio este proceso químico, se elimina la lechada gastada y se agrega lechada fresca. La lechada de torre de lavado usada se transporta para ser desechada.

La ceniza suelta extraída del precipitador electrostático y el sedimento de la lechada gastada que se saca de la torre de lavado de gases de chimenea se mezclan con cal. La adición de cal a esta mezcla hace que el material se endurezca casi como el cemento. Este material se transporta al Área de almacenamiento de residuos de combustión, cerca del límite oeste del emplazamiento. Luego, este material es compactado, moldeado, cubierto con suelo vegetal y sembrado.

El material depositado en este vertedero es estable con respecto al medio ambiente. Debido a que es impermeable en esencia, no contaminará el agua subterránea. Se colocan pozos para control a lo largo de todo el emplazamiento para asegurarse de que el agua subterránea no sea contaminada.